¿Cómo saber cuál es la hipoteca ideal para ti?

Las hipotecas ofrecen numerosas ventajas al comprador y han demostrado ser una opción rentable a la hora de invertir en un inmueble. No obstante es necesario informarse bien para no ser víctimas de ofertas engañosas y escoger aquella que se ajuste mejor a nuestro presupuesto y posibilidades. Antes de tomar la decisión, considera estas recomendaciones:

¿Hipotecas con interés fijo, variable o mixto?

– El interés fijo es constante a lo largo de la vida del préstamo.  La ventaja es que cuando suben los intereses referenciales se mantiene el importe, pero no brinda beneficios cuando estos bajan.

– El variable fluctúa en función de los índices de referencia (como Euríbor)

– Con el mixto se establece una tasa fija al inicio y luego puede variar.

En este momento el Euríbor se mantienen en mínimos históricos y una apuesta podría ser escoger un interés variable apostando a que este interés referencial se mantendrá estable. Si tu perspectiva del futuro es pesimista y temes que los índices puedan subir más rápido de lo esperado, quizás te convenga elegir un interés fijo para tu hipoteca.

IMG_0214.JPG

Evalúa bien las condiciones del contrato

Estudia con cautela cada una de las condiciones antes de firmar, recuerda que después de hacerlo no habrá marcha atrás. En caso de tener dudas, ponemos a tu disposición nuestro equipo de expertos legales para asistirte en este proceso.

Negocia las condiciones con las que no estés de acuerdo. 

Aunque la última palabra la tenga la banca, intenta negociar algunos términos que sientas que te ponen en desventaja. Si no estás seguro de poder cubrir ciertas cuotas, bajo ningún motivo asumas importes cuyo pago no puedas cancelar en el tiempo. Si el banco quiere hacerte contratar productos adicionales con los que no estás de acuerdo o que no necesitas, lo mejor es considerar otra opción.

Prefiere los plazos cortos

Nadie tiene la certeza de lo que sucederá en los próximos cinco o diez años, así que puede ser muy comprometedor asumir plazos demasiado largos para cancelar tu hipoteca. Lo mejor es que el plazo de pago no sea muy extenso. En España el plazo máximo para cancelar una hipoteca es de 40 años, sin embargo aunque la cuota sea baja los intereses siempre cuentan.

Asegúrate de cumplir con todos los requisitos que solicita la entidad bancaria

Sé honesto contigo mismo: evalúa si tu edad, ingresos mensuales, tipo de contrato laboral, entre otros datos, concuerdan con el perfil de la hipoteca que deseas solicitar.

Ser realista te ahorrará tiempo y te evitará riesgos financieros.

si necesitas un estudio financiero personalizado, no dudes en preguntarme. Nuestros asesores financieros te conseguirán las mejores condiciones de mercado. Trabajamos con las principales entidades bancarias. 

¿Mejora el mercado de compra inmobiliario español?

El mercado de la vivienda en España se encuentra en plena ebullición, pero hay quienes no se deciden sobre si es mejor alternativa comprar una casa o alquilar. Algunos expertos opinan que no hay una respuesta correcta para esta pregunta, pues dependerá de las preferencias y condición económica del potencial comprador o inquilino.

Sin embargo, un análisis reciente publicado en el periódico ABC.es advierte que, teniendo en cuenta el valor medio de los alquileres y el precio de una vivienda, la opción de la hipoteca supone hoy en día un menor desembolso.

Señalan que en el caso de una hipoteca concedida sobre una vivienda de 90 metros cuadrados, que cubre el 80% de su importe, el gasto mensual asciende actualmente a 571,11 euros mensuales, según el tipo de interés y plazo de amortización medio. De este modo, el desembolso anual sería de 6.853,32 euros, 24,3% del presupuesto familiar.

En cambio, indican que para determinados tipos de inmuebles el gasto familiar para el régimen de residencia en arrendamiento es mayor. El artículo cita a la BBVA Research respecto a que “la actual coyuntura de tipos de interés bajos y la corrección de los precios han hecho que la opción de la compra gane terreno al alquiler”.

IMG_0213.JPG

 

La decisión es de la banca

Fernando Encinar, jefe de estudios y uno de los socios fundadores del portal inmobiliario Idealista, opinó que al final del día la decisión de vivir de alquiler o comprar una vivienda la toma la banca.

Las declaraciones las emitió en febrero de este año durante su participación en el foro “Claves de la dinamización del alquiler’, organizada por el portal El Confidencial, donde aseguró que lamentablemente para la mayoría de los jóvenes no es una opción adquirir una vivienda porque las entidades bancarias no les están otorgando financiamiento.

Añadió que actualmente también hay un “enamoramiento” por parte de esta población con los alquileres, pero estimó que tras 8 años de vivir arrendado un joven querrá tener su vivienda propia y modificarla a su gusto.

De acuerdo con cifras de El Confidencial 20% de los ciudadanos han elegido el arrendamiento frente a 80% que optaron por comprar una casa. Explican que en el caso de los jóvenes muchos de los que prefieren no atarse a una hipoteca o un crédito eligen el alquiler, en especial para no cargar un gran peso en caso de que ocurra una nueva crisis económica.

Añaden que es evidente un cambio de mentalidad en estas nuevas generaciones por lo que suelen decidir comprar una casa cuando comienzan a formar una familia.

Agustín Matey, director de clientes de la aseguradora Caser, considera que esta tendencia de los jóvenes a alquilar también ha transformado el modelo de ahorro. “Cuando compramos una casa, estábamos creando una bolsa de ahorro, ahora hay que pensar en sistemas alternativos”, opinó.

En el foro mencionado, todos sus ponentes coincidieron en que aún queda camino por recorrer en el mercado del alquiler, pero al menos se ha roto el mito de que alquilar es tirar el dinero a la basura.

Sobre cuánto debería representar el alquiler, señalaron que en una economía sana tendría que estar al 50% con la propiedad. “Aún nos encontramos por debajo de la media europea, que está por encima del 30%, y muy lejos de países como Alemania, con tasas cercanas al 60%”, señaló Antonio Carroza, consejero delegado de la compañía Alquiler Seguro.

Añadió que hace unos años quien vivía del alquiler era “un paria social”, pero que la situación ha cambiado y ahora no es tan malo que se prefiera el alquiler, “ya que nuestro plan de pensiones no tiene por qué ser la vivienda”. Finalizó diciendo: “no hay que ser extremistas. Ni todo el mundo tiene que vivir de alquiler ni todos tienen que comprar casa, tiene que haber un equilibrio”.

Los especialistas en este mercado indicaron que la evolución del alquiler dependerá de las políticas que se ejecuten en esta materia. Descartaron que se esté desarrollando una burbuja de precios sobre los alquileres a pesar de los incrementos en zonas como Madrid o Barcelona.

 

Qué debes hacer si no puedes pagar tu hipoteca

Las hipotecas son un compromiso muy grande que se adquiere por un período de muchos años, sin saber lo qué pasará en el futuro. Es imposible conocer qué deparará la vida en un período de 30 años, por lo que verse en la situación de no poder pagar será siempre una amenaza latente.

Ahora bien, lo más recomendable siempre va a ser evitar a toda costa el impago. Pero si ya te encuentras en una situación económica en la que no puedes evitarlo, lo primero es que asimiles que no se trata del fin del mundo y que existen opciones para solventarlo.

IMG_0212.JPG

Acude a tu banco

Si la situación económica te hace imposible pagar el importe de la hipoteca este mes, lo primero que debes hacer es acudir a tu banco. Ellos te indicarán qué opciones puedes tomar para solventar tu situación temporalmente.

Lo más probable es que te permitan negociar una ampliación de plazo del pago por determinado tiempo, lo que evitará que caigas en el impago y te dará un poco más de soltura sobre la cantidad de dinero que deberás pagar.

No dejar que se acumule

No negociar un posible impago es la peor de las alternativas. Cuando te percatas que tu situación económica se está complicando, comenzar un impago y extenderlo por varios meses solo pondrá en riesgo tu propiedad y aumentarán las posibilidades de que se efectúe un desahucio.

Vende tu propiedad

Si definitivamente no puedes costear la hipoteca, puedes considerar una opción: vender. Cuando decides vender una propiedad, vendes con ella la hipoteca y además te queda algo de dinero.

Considera la dación en pago

Si no consideras la venta como una opción adecuada para ti, puedes solicitarle a tu banco la dación en pago. En la actualidad, este método de pago que consiste en entregar el bien inmueble a cambio de saldar la deuda pendiente, es frecuente y en última instancia, puede ser la mejor opción.

Si tienes cualquier duda sobre cómo solucionar tus problemas financieros, puedes consultarme sin compromiso, nuestros asesores financieros te asesorarán de FORMA GRATUITA.